27/1/10

¿RAZONES DE SED?



Diarios locales de la Región de Murcia y de tirada nacional en sus páginas dedicadas a las comunidades autónomas, vienen recogiendo estos días la urgente exigencia de la UE a los dirigentes de la provincia del sureste de España con mayor número de urbanizaciones de lujo proyectadas, para que expliquen el modo en el que tienen pensado abastecer a 121 urbanizaciones, que actualmente están en vías de ser ejecutadas para su consiguiente construcción, de agua para consumo y uso.

Y por aquí, nos hemos echado a temblar porque, ¿no es menos verdad que hemos sido unos inconscientes a la hora de proyectar un crecimiento poblacional tal, favoraciéndolo con nuevas construcciones urbanísticas, eso sí, mientras ha estado el sector con viento a favor y a toda vela, que pueda recrudecer la sed de la que estamos haciéndonos víctimas?

Jamás será cuestionable nuestro deseo de mejorar, de modernizarnos, de crecer como ciudad, como región, de pretender solucionar nuestros problemas de anquilosamiento cultural y social a nivel nacional, todo eso es bueno, razonable pero, ¿ no estamos siendo presa de nuestra propia hipocresía e inconsciencia?

Actualmente nos hallamos entregados a una batalla política sin final por el agua del río Ebro, así como la del Tajo-Segura, para abastecernos los que ya estamos aquí, y lo hacemos pareciendo ser víctimas de la mayor sed que se haya podido experimentar en pueblo alguno...

Nos hemos quejado incluso de que algunos servicios sociales están actualmente desbordados, como hospitales y colegios, porque ya hay un exceso de población sin infraestructuras sociales, pero sin embargo, no nos hemos parado a pensar un minuto en que el ensanchamiento urbanístico que hemos venido pretendiendo, va a agravar a corto o largo plazo, los problemas que ahora consideramos ya ser graves.

Más urbanizaciones incrementarán la población considerablemente haciéndose aún más difícil el abastecimiento de agua para consumo de las viviendas y, al mismo tiempo, la necesidad de un mayor gasto en obra pública, necesaria, pero costosa al nivel de crecimiento que pretendemos, redoblará los impuestos públicos...

Somos tan inconscientes y tan hipócritas a veces, que nos hemos dedicado a instalarnos en la comodidad y, la pretendida prosperidad nos ha nublado los ojos, incluso estratégicamente, políticamente, sobre todo cuando de cara a toda España, carentes de agua, nos hemos puesto a construir, para nuestro disfrute y para los que hayan de venir a vivir a nuestras novísimas urbanizaciones, un parque acuático en pleno centro de Murcia.
Considerando además que la mayor parte de esas 121 urbanizaciones proyectadas haya de construirse con campo de golf incluido, ¿qué cara vamos a poner ante los responsables de la UE cuando les expliquemos que efectivamente son cerca de 40.000 litros de consumo anual de agua los que necesitan todos y cada uno de los lagos de todos los campos de golf con los que constarán las preciosísimas urbanizaciones de lujo en las que podremos llegar a vivir cuando se nos acabe la crisis?
Es un verdadero disparate... Me avergüenzo, sinceramente...

5 comentarios:

Sensai dijo...

Carlos, me quito el sombrero ante semejante lección de auto crítica. Generalmente somos vehementes con lo nuestro y no vemos más allá de nuestro propio egoismo.

Ojalá fuésemos tan realistas como tu.

Y tan inteligentes.

Fuerte abrazo.

Mª Antonia dijo...

Querido Carlos:
Después de leer tu anterior "post" sobre "e-blog-centrismo", bastante interesante por cierto y del que comparto la mayoría de sus reflexiones, siento cierto temor a que consideres mi comentario un tanto superficial. Por ello, debo decirte en mi defensa que nunca comento sin haber leído antes atentamente un texto, un poema, un relato, etc. Si lo que leo me motiva, me emociona, me entusiasma o me produce cualquier otra sensación, dejo algunas palabras al respecto. Si ocurre el caso contrario, es decir, que no produce nada en mí, me limito simplemente a pasar de largo...
Hecha mi aclaración, venga o no al caso, pero por si acaso, te comento al hilo de "¿Razones de sed?": No hay nada más disparatado que el consumismo sin medida al que estamos sometidos continuamente y en el asunto del agua, se agrava el disparate notablemente, porque llegará el día que nos mataremos unos a otros, por una gota de agua. Con la mano en el pecho, me atrevo a afirmar "mea culpa" en mi parte de responsabilidad.
El caso que remarcas hoy, no sólo sucede en su Comunidad, aquí, en Andalucía, también.
Un abrazo y disculpa si en algo te he molestado.

El Deme dijo...

El tema del agua y de su uso indiscriminado y caprichoso es un aspecto espinoso de la política nacional. Llueve poco y cuando llueve, lo hace mal (esas construcciones de chalets en valles inapropiados). En fín.

Esther dijo...

Esto que comentas pasa en toda la costa, yo concretamente soy de Valencia y aunque tengamos más turismo y tengamos la industria más desarrollada o algunos sectores, están haciendo las mismas...

Haciendo campos de golf por doquier y viviendas por todas partes que luego no serán ni vendidas.. y encima que provocan un aumento de la poblacion que sobrecarga los servicios públicos y que como bien comentas el abastecimiento del agua no es suficiente para todos...

Miran por enriquecerse nada más.. Mi pueblo concretamente no hace más que vender terrenos, ya que es su riqueza,pues el casco urbano está alejado del de los pueblos cercanos..y así le va que está endeudado por no buscar otras vías de financiación...

Y así está la cosa en todas partes, con una crisis a las espaldas que ya veremos donde nos hacen parar..

Saludos

MARISA dijo...

Hola, soy la maña:
Leo la exposición que haces referente al agua. ¡Chapeau! Carlos. Elegante y con criterio, diciendo verdades sin ofender.
Un abracico,
Marisa